Reporte # 13 / 10.03.2015 / 20:30°

El reporte del día va dejando un sabor a tristeza porque esta aventura está por terminar. El clan 1 hizo canopying e igual que sus predecesores hubo sensaciones encontradas, el miedo por un lado, afloró en su máxima expresión pero por otro lado es la oportunidad perfecta de demostrar de que están hechos estos pequeños, muestra la templanza de su carácter, tanto de quienes se atreven como de los que con una fuerza inquebrantable prefieren no «arriesgarse». El clan 2 visitó la comunidad de Santa Rita, aprovecharon para comprarle artesanías varias a las mujeres de la comunidad, vieron la gran Ceiba que esta vez lució inundada, son tan intrépidos los chicos que la última parte del recorrido hasta ella lo hicieron nadando, que buena actitud!. El clan 3 camino hasta el bosque de terra firme, casi acaban con la reserva de lodo exfoliante y rejuvenecedor, se lo untaron casi todo, vieron un grupo de monos titis, habituales acompañantes de esta excursión y que curioseando entre las ramas se divirtieron viendo tantos humanos juntos riendo y alborotando su hogar, luego de quedar cubiertos por el lodo se bañaron, capturaron peces de varios colores, tamaños y formas que posteriormente fueron liberados ilesos. El clan 4 navegó en los kayaks y contaron con la suerte que los delfines los acompañaron y de mejor humor se dejaron ver en toda su magnitud, son hermosos! El grupo completo ya en nuestro centro de visitantes disfruto de la exhibición del grupo «Asas Brancas» de Atalaia do Norte, mostraron toda su elasticidad y coordinación en este arte marcial que combina movimientos vistosos con la fuerza de los guerreros brasileros. Luego del espectáculo practicaron el tiro al blanco con arco y flecha y cervatana, que durante siglos fueron la manera de conseguir los alimentos por las comunidades ancestrales que habitaron la Amazonía. Luego de un fuerte aguacero llegó la noche y esa sensación rara de la partida, las actividades terminan con el cierre a cargo del plantel, una valiosa  retroalimentación que a nosotros nos sirve muchísimo, entrega de presentes, las ultimas fotos, los últimos tatuajes, dejar listas las maletas, caras largas, lágrimas y la certeza de que nunca olvidarán esta experiencia tan enriquecedora a sus cortas edades. Luego de la cena de cierre, se acostarán muy temprano porque el madrugón será terrible. Una vez el grupo del «Reyes» esté llegando al muelle de Tabatinga emitiremos nuestro último reporte y confirmamos que desde el momento en que los botes arriben al muelle, debería re-establecerse automáticamente la conectividad celular «Claro» , que no existía durante el traslado fluvial. Gracias chicos y chicas, gracias Greta, gracias Marcela, gracias a TODO el staff, jefes de área, auxiliares, hermanos de la comunidad Matiz, gracias Yuselia, Elinda, Darling, Kezia, Cármen, Edwin y Jaime, gracias «Yuqui», «Ka», «Cayu», «Irico» gracias a los guías, a los avezados pilotos de los botes gracias a todos los que hicieron posible este viaje extraordinario para este puñado de chicos que mañana vuelven a la realidad, a los profes, a los trancones, a la contaminación, al frio, a tanto gris, tanto asfalto! Por último confirmamos que una vez el vuelo LAN 3117, aterrice en la ciudad de Bogotá en el Aeropuerto El Dorado, el grupo completo será recibido por un comité del colegio y llevados en el bus de la institución al punto de encuentro que es en la sede del Centro Educativo y Cultural Español Reyes Católicos. Buen viaje!!!